miércoles, noviembre 15, 2006

aprender

Aprendí con el tiempo, y con los "golpes". Sí, es cierto, no eran esas bofetadas reales de los periódicos ni las historias canallas de malos tratos, pero cada mentira, cada desplante, y cada una de tus falsas promesas me mantuvieron soterrada durante años. Me pusiste bajo tus pies como una muñeca rota y decidiste cuando y cómo podía recompenerme. Y ya ves, al final, después de todo, salí de mi propia tumba para gritarte que ya quiero hacerlo (vivir) sin ti. Cogí mi mochila, mis recuerdos y mi pasado para construir ese puzzle que pensé que te pertenecía y que hoy descubro siempre fue mío. Olvida todos los te quieros que te regalé y todos mis silencios; estaba tan ciega que podrías haberme quemado sin enterarme. Y no, la venda se fue sola. No hay terceros ni nuevos amantes. Sólo yo dispuesta a rendir culto a mi propia vida.

Directamente, que te den!

7 comentarios:

Ceitor dijo...

Puedo decir algo?

Oleeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee, y q no cambie esa forma de vida, por q tu lo vales.

Besos.

Nube dijo...

Olé tus cojones... :)

Seriak dijo...

Me alegra escuchar ese "Que te den", porque en tu caso es sinónimo de "Viva yo". Pero si agarras algo de perspectiva te darás cuenta de que no existen dos bandos. Simplemente, ha sido un actor secundario (como lo son tus padres, tus amigos, incluso yo y todos los que escribimos en tu blog), en la película de tu vida. Una película con una sola protagonista, claro.

No condenes. Comprende y Sonrie.

Un beso.

Holden dijo...

Eres grande!

Velero dijo...

Jelow..
me gustó como escribes..!
Lo importante es ser tu!
Vaya..que bien!

Poledra dijo...

Así me gusta!! leches!!!

:-) Un abrazo, niña..

as dijo...

Ya sabemos que la vida es eso, carte los Lunes y levantarte los Martes, abrazarte a quien te abrace y a quien no te abrace no te abrazas, y punto. Saludos <:)